Jun 4, 2020

El prendedor

Gonzalo Barrena Diez *

La lectura del texto de Malina (малина, en ruso, “frambuesa”) y especialmente el segundo de sus relatos, me ha animado a compartir aquí un recuerdo y varias sensaciones.

Además, el objetivo de esta sección, como el de la Asociación “Niños de Rusia” es precisamente ése: poner la experiencia personal, junto con todos esos recuerdos que flotan en el entorno familiar, al servicio de la patria común que supone la memoria de los nuestros.

EL PRENDEDOR

Esa parte del armario en la que las madres guardan pequeños objetos de valor es lo más parecido que existe en las casas a la maleta del mago. Pero los objetos que se guardan allí tienen poderes de verdad. Me pasó a mi con el prendedor de ámbar que guardaba mi madre en el primer cajón de la cómoda -qué nombre- junto con algunas otras cosas de Rusia, que entonces era la U.R.S.S. Todo lo que venía de allá era denso. Contenido, pero denso. Como el olor que salía al abrir el mueble.
Un frasco diminuto de Krásnaya Moskvá era el responsable de la atmósfera dulce -ella se llamaba así- que irradiaba el cajón al traerlo hacia mi. Y todas Las Rusias salían de allí envueltas en el perfume, que reaparecía en los pañuelos, el pelo, las blusas o la sobria chaqueta con el prendedor de ámbar.
La presencia del ámbar es tenue, pero ni los tonos ni la textura podrán ser alcanzados jamás por un material de síntesis. No hay magia que iguale la autenticidad. En las hojas del prendedor coincidían de modo natural el ámbar y el otoño, con sus colores rotos, apagados. Y con el tacto inconfundible de su resina, como en las películas de Tarkovsky cuando el viento estremece los abedules, arrancaban una y otra vez los cuentos rusos de mi madre.

*Gonzalo Barrena Diez nació en Tbilisi, en 1956. Repatriado junto con sus padres en mayo de 1957.

 Algunos perfumes rusos

Anímate a participar en esta sección.

Dulce María Diez Lueje (Cangas de Onís, 15/03/1918. Casa 9, Leningrado). Hija de Nicolás Diez Valbuena, maestro de los Niños, y de Caridad Lueje, costurera.

Compartido

Memoria

Timur y los Niños de la Guerra

Portada de la publicación original, en el año 1940.Arsen Ulitkin *Yo nací aquí, hijo de repatriados que volvieron en la primera expedición del Crimea en el año 56. Desde pequeño, tal vez porque mi madre era rusa, siempre me contaban cuentos rusos, me cantaban...

leer más

Kúibishev

La Casa de niños en Kúibishevмалина *Kuíbishev, I Lo bueno de la jubilación es que te puedes dedicar a lo que te dé la gana. Estoy en fase “historiadora” y como no tengo que presentar credenciales me fijo en lo que me llama la atención y que, al menos yo, desconocía....

leer más

En busca del alma rusa

Pueblo de Tarásovka.малина *En busca del "alma rusa". Nunca he oído decir a un español: "tengo el alma española"; o a un francés decir que tiene alma francesa, etc.; solamente lo he oído entre gente que tiene que ver con Rusia, siendo o no ruso. ¿Qué es el “alma...

leer más